Despertar

Todos los días y en cada momento recibimos el regalo del presente, sin embargo muy pocas veces nos damos cuenta de ello. Nuestros pensamientos están en el futuro, lo cual nos produce ansiedad y/o miedo. O están en el pasado, el cual nos puede producir nostalgia, tristeza u otras emociones.

Conscientemente, podemos traer el futuro a nuestro presente, por ejemplo, cuándo estamos programando algún proyecto, preparando una conversación que voy a tener al día siguiente con una persona con el/la que voy a negociar. Tengo que saber de antemano que voy a negociar y que no voy a negociar, eso me va a dar tranquilidad, me va a quitar ansiedad.

Además, podemos traer el pasado al presente, por ejemplo, para cambiar condicionamientos que nos han hecho infelices y deseamos cambiarlos. Para revertir acciones que repetimos y repetimos permanentemente, las cuales me han producido sufrimiento.

Estos son algunos beneficios que nos trae estar presentes, atentos a nuestros pensamientos, despiertos, focalizados, prestando atención, darnos cuenta, mirando atentamente.

Presente significa entre otras cosas, “regalo”.